El reto de la insuficiencia cardíaca

PARA CAMBIAR EL FUTURO,
DEBEMOS DESAFIAR EL
PRESENTE.

 

Enfrentémonos juntos a la insuficiencia cardíaca

Si usted o un ser querido padecen insuficiencia cardíaca (IC), no se encuentran solos. Les acompaña una comunidad de pacientes, cuidadores, médicos, personal de enfermería, investigadores y otras personas que comparten el compromiso de cambiar el futuro de la insuficiencia cardíaca. Aunque lea esta información únicamente por curiosidad, puede servirle para prevenir la posibilidad de padecer IC en el futuro. Y, por supuesto, al reducir la prevalencia de IC podemos disminuir la enorme carga que supone para la sociedad.
Todos podemos contribuir a marcar la diferencia, y ayudar a crear un futuro donde esta enfermedad pueda controlarse mejor en su conjunto. Es un camino largo, pero el trayecto se hará más llevadero cuando todos trabajemos juntos.

 

El cambio comienza con el aumento de la sensibilización y el conocimiento.

La insuficiencia cardíaca afecta a unos 64 millones de personas en todo el mundo1, pero la concienciación y el conocimiento públicos de la enfermedad son escasos. En una encuesta reciente realizada al público en general, patrocinada por AstraZeneca en colaboración con la World Heart Federation, reveló que, de los entrevistados:

casi la mitad (48 %) de los que respondieron que conocían la IC no lograron reconocer una descripción de la enfermedad2.

                                                                                                                                                                                                                                                                                                         

De los entrevistados en nuestro reciente estudio sobre concienciación en la IC,

el reconocimiento de los 3 síntomas principales es bajo.

23%
Dificultad para respirar en reposo o al realizar una actividad. 

40% 
Cansancio o debilidad fuera de lo común.

25%
Hinchazón de pies, tobillos, piernas, abdomen o región lumbar.

 

Se pidió a los encuestados que seleccionaran una enfermedad por cada síntoma de una lista en la que figuraban la insuficiencia cardíaca, la diabetes, el infarto de miocardio, el ictus o el asma2,3

Y el desconocimiento de la insuficiencia cardíaca no se limitó únicamente al público general.

Los responsables de formular políticas también demostraron lagunas importantes en el conocimiento sobre la insuficiencia cardíaca.

Solo el 40 % eran conscientes de que la insuficiencia cardíaca es la principal causa de hospitalización en las personas mayores de 65 años y, en su lugar, citaron otras enfermedades, como el cáncer y las enfermedades respiratorias.4,5

                                                                                                                                                                                                                                                                                                         

Juntos podemos ayudar a cambiar la perspectiva de millones de personas afectadas por la insuficiencia cardíaca. A través de nuestra página web, El Idioma del Corazón pretendemos proporcionarle información de calidad y herramientas para compartir y ayudar a difundir nuestro mensaje.

ÚNASE A LA COMUNIDAD

Referencias

  1. GBD 2016 Disease and Injury Incidence and Prevalence Collaborators. Global, regional, and national incidence, prevalence, and years lived with disability for 328 diseases and injuries for 195 countries, 1990-2016: a systematic analysis for the Global Burden of Disease Study 2016. Lancet. 2017;390(10100):1211-1259
  2. AstraZeneca PLP. Data on File. ID: REF – 74964. March 2020
  3. NHS. Symptoms of heart failure. Available online at: https://www.nhs.uk/conditions/heart-failure/symptoms/. Last accessed August 25 2020
  4. AstraZeneca PLP. Data on File. ID: REF – 75059. March 2020
  5. Díez-Villanueva P, Alfonso F. Heart failure in the elderly. J Geriatr Cardiol. 2016 Feb;13(2):115-7.